Inicio Off The Record OFF THE RECORD

OFF THE RECORD

524

Emilio Chuayffet hace tiempo que no trae todas consigo. Ayer recibió tres intensos y sonoros abucheos por parte de maestros del SNTE, en el evento encabezado por Enrique Peña Nieto. El secretario de Educación Público se llevó la mayor rechifla cuando apenas lo presentaban en el presídium en la sede del magisterio federalizado. Quizá vino al ex gobernador un déjà vu de su recién visita a España donde le reprocharon la matanza de Acteal.

Un segundo abucheo se pronunció cuando Eruviel Ávila mencionó a Chuayffet durante su discurso. Y para rematar la andanada, le volvieron a hostigar cuando ya se levantaba a hablar. El motivo: no les agradan las formas, ni los modos que tiene don Emilio con el magisterio. El desgaste político pareciera demasiado, tras la defenestración de Elba Esther Gordillo y la reforma educativa que ha provocado las mayores movilizaciones.

A cada abucheo a Chuayffet, el líder del SNTE Juan Díaz de la Torre, respondía con un tímido levantamiento de hombros. Mientras que el gobernador Eruviel Ávila sólo movía la cabeza de un lado a otro, en señal de reprobación. Lo cierto es que el rechazo social fue inocultable hacia el actual titular de la SEP, que aguantó vara, y en tierra natal. Don Emilio no se salió del guión y se mantuvo incólume hasta el final del evento.

Por cierto, Eruviel durante su discurso, se desvivió en deferencias con el secretario de Finanzas, Luis Videgaray. Para algunos, Ávila no olvida que sin el apoyo de Videgaray difícilmente se hubiera convertido en el candidato del PRI a gobernador. Muchos otros afirman que es Luis el enclave eruvielista para garantizar que el ecatepense no salga de la gubernatura, y permanezca en su despacho por los seis años que fue electo.

—————-

Ayer arrancó en Oaxtepec, Morelos el Congreso Nacional del PRD. La delegación mexiquense es de las más numerosas y las más influyentes. Ahí están las huestes de Alternativa Democrática Nacional que encabeza Héctor Bautista; así como Javier Salinas de Nueva Izquierda. Los mexiquenses llevaban consigo el apoyo de modificar los estatutos y permitir la reelección de Cuauhtémoc Cárdenas, quien ya se ha descartado para dirigir los destinos del partido.

Quien ha encontrado poco eco en las tribus mexiquenses es Marcelo Ebrard, ex jefe de gobierno capitalino. Marcelo sólo cuenta con el arropo de José Luis Gutiérrez Cureño, ex alcalde de Ecatepec, y Nunila Pedraza Moreno, integrante del Consejo Estatal del PRD. En el resto, los mexiquenses no sienten afinidad con el proyecto ebrardista y podrían ser decisivos en el futuro inmediato del perredismo nacional. Al tiempo.

 

Comentarios

comentarios