Inicio Noticias San Mateo Atenco sigue inundado por las aguas del río más contaminado...

San Mateo Atenco sigue inundado por las aguas del río más contaminado del país

440
Compartir
Francisco Paredes
San Mateo Atenco, Edomex, a 03 de septiembre del 2018.- La pestilencia del agua llena todo el ambiente en el barrio de San Pedro. Una de las zonas más bajas del valle toluqueño. Aquí tiene su vivienda doña Mago, una mujer de casi 80 años, la cual, entre sus diferentes padecimientos, se encuentra la diabetes, sin embargo, el pasado sábado se halló  en medio de una inundación por el rompimiento de uno de los bordos del Río Lerma.

Sus hijos acudieron a su ayuda, pues desde hace varios años sus piernas no le responden, por lo que pasa la mayor parte de su tiempo en silla de ruedas.  Le fue imposible salir de su domicilio al momento en que comenzó a entrar el agua de uno de los ríos más contaminados del país.

“Estaba durmiendo, el agua comenzó a entrar en la madrugada y pues solo me pude subir un poco a mi silla, después entraron mis hijos y me sacaron de la casa, me fui con uno de ellos, pero yo no sé estar en otro lado, les pedí que me regresaran”, señaló la mujer.

Su casa fue una de las menos afectadas, sin embargo, por la condición de salud en la que se encuentra, sus familiares decidieron llevarla por unos días a otro lugar, ya que las condiciones de salubridad en este lugar no son las adecuadas por los contaminantes que tienen las aguas del río Lerma.

“No, esto es un foco de infección y con la diálisis no queremos que se le vaya a infectar. Es un problema, ya que  también utiliza oxígeno y pues es muy difícil que esté aquí, porque si se nos llega a caer o le pasa algo. Ahorita ya limpiamos, pero esperamos que no se vuelva a inundar. Nuestra casa fue de las menos afectadas, hay muchas qué si tienen agua en todos lados”, comentó Rafaela Cruz, hija de doña Mago.

A pesar de la situación que están viviendo, los habitantes de esta comunidad aseguran que no es una problemática que los afecte cada año, ya que la vigilancia a los niveles del río Lerma son constantes y aunque se han dado escurrimientos, no se tenían afectaciones de este tipo desde hace varios años.

“No es común que pase esto, siempre hay escurrimientos y se quedan en las zonas de cultivo, ahorita el agua si llegó hasta acá. Lo que es normal es la pestilencia, porque el río Lerma si es un foco de infección y no hacen nada para que no esté así, hay mucha basura, químicos y desechos que es lo que hace que huela así”, señaló.

Hasta el momento la emergencia continua, ya que las condiciones de insalubridad que se registraron tras el rompimiento de uno de los bordes del río Lerma se ha conjugado con las circunstancias de pobreza, marginación y olvido que se registran en esta zona.

Este lunes, después de 60 horas de trabajo ininterrumpido, se pudo reconstruir el bordo fracturado por lo que ya dejará de pasar el agua contaminada del Lerma a las casas de los cinco barrios asentados a a las orillas del Lerma.

Las autoridades de San Mateo Atenco  han solicitado apoyo a los municipios vecinos para que ayuden a la gente de aquí a superar la contingencia. Han solicitado agua embotellada, alimentos no perecederos, botas, guantes, materiales de curación.

El gobierno del estado ha dispuesto brigadas de salud para aplicar vacunas y evitar epidemias . El DIF no para de entregar cubre bocas para soportar la pestilencia.

Ya cerrado el bordo, las Secretarìa de Obras estima que en 48 horas, las calles y viviendas vuelvan a estar secos y así iniciar  la rehabilitación y volver a la normalidad en al menos una semana,

Comentarios

comentarios