Inicio Destacados OFF THE RECORD

OFF THE RECORD

150

Toluca, Edomex; 23 de marzo de 2020.- A partir de este lunes, se prevé una disminución profunda en las actividades rutinarias del sector público y privado. La emergencia sanitaria por el COVID-19 obligará a distintas áreas gubernamentales a sostener una parálisis institucional. En algunas oficinas, se deberá parar el trabajo por casi un mes. En materia de salud, seguridad pública y movilidad por ser tareas sustanciales se mantendrán con normalidad. En el resto de las áreas se buscará el trabajo a distancia de la burocracia.

Eso tendrá dos consecuencias ineludibles: por un lado, la falta de operación financiera y administrativa que impactará negativamente en esferas económicas; aunque posteriormente se pretenda su reactivación. Por otra parte, y quizá más importante, debería ser una oportunidad para evaluar el ejercicio del mandato delmacista y los avances en su plan de desarrollo sexenal. La clave no puede reducirse a cambios de gabinete sino de proyectos y programas.

En algunos municipios, ahonda la preocupación por la emergencia sanitaria del coronavirus. En corto, han hecho una petición hacia el área de finanzas que permita adelantar algunas ministraciones presupuestales. El propósito es promover el arranque de la infraestructura pública, y con ello, fomentar el crecimiento de economías locales. El riesgo es que, los ayuntamientos se gasten esos recursos en otras tareas, como sus abultadas nóminas.

El Poder Legislativo y el Poder Judicial prácticamente bajarán la cortina a partir de este lunes. El periodo ordinario de sesiones ha entrado a un inédito receso; mientras que áreas como el Osfem y la Contraloría Interna deberán frenar sus términos y plazos legales, y serán retomados hasta superada la cuarentena. En el Tribunal Superior de Justicia sólo se mantendrán con actividades vigentes los juzgados penales y familiares.

En la Universidad Autónoma del Estado de México también se suspenden oficialmente las tareas académicas y administrativas. Sin embargo, las Facultades de Humanidades y Ciencias de la Conducta se mantienen tomadas por los estudiantes paristas. En la rectoría ya se ha anunciado que procederán en contra de quienes vandalizaron su edificio sede, aunque nada se ha dicho de quienes por su omisión o negligencia provocaron esta crisis institucional.

De nada servirá la cuarentena dictada por autoridades federales, estatales y municipales, si los mexiquenses toman este descanso obligado como un periodo vacacional. Es urgente que quienes puedan, guarden el aislamiento en casa y evitar lo más pronto posible el contagio del coronavirus. Todavía el fin de semana, en las zonas urbanas prevaleció un elevado tránsito vehicular y una alta presencia de personas en espacios públicos.

Comentarios a [email protected]

Comentarios

comentarios