Inicio Destacados OFF THE RECORD 09-05-2022

OFF THE RECORD 09-05-2022

97

Toluca, Edomex; 9 de mayo de 2022.- Si la ascendencia política debiera entenderse como un cacicazgo, Higinio Martínez podría asumirse como el cacique de Texcoco. Por eso, a cada oportunidad, el senador morenista se asume como el jefe político de todos los exalcaldes de la izquierda en ese municipio: Horacio Duarte, Delfina Gómez, Nazario Gutiérrez, y la actual presidenta, Sandra Luz Falcón. En su proyecto personal hacia la gubernatura, Higinio ha decidido posicionar a Texcoco como su centro de operaciones hacia el futuro.

Horacio Duarte y Delfina Gómez han rebasado a Higinio en su cercanía con el presidente, Andrés Manuel López Obrador; y por tanto, tienen incluso más posibilidades de convertirse en candidatos a la gubernatura mexiquense. Sin embargo, Martínez insiste en su narrativa en que, su relación con López Obrador se remonta a treinta años; como si la decisión fuese por derecho de antigüedad.

En el fondo, Higinio debe asumir que, entre los tres aspirantes a la gubernatura, es quien menos posibilidades tiene, por los afectos presidenciales. Lo que está claro es que, si Horacio o Delfina dieran la histórica alternancia en el Estado de México; Higinio tendría una posición de privilegio desde el Poder Ejecutivo. El senador teje abajo, para quien sea el candidato de su círculo cercano.

—————–

La designación de Eric Sevilla como dirigente del PRI en el Estado de México tiene dos ventajas para el delmacismo hacia los comicios de 2023. Le otorgará el control absoluto al gobernador en turno para elegir la candidatura a la gubernatura; y de paso, por primera vez en treinta años, la cabeza del partido no aspirará a convertirse en el ungido para la elección de gobernador.

Ahora bien, no es garantía de que Sevilla sea el presidente del priísmo local para los comicios de 2023. Las reglas no escritas del PRI marcan que, una vez designado la candidata o el candidato, éste deberá incidir en la designación de un nuevo dirigente y su propio coordinador de campaña a la elección, en donde resultan beneficiados algunos aspirantes que se quedaron en la orilla.

—————-

Arturo Montiel reapareció en la escena pública el viernes pasado. Junto a su esposa Karla Cortés, estuvo presente en el festejo cumpleañero de Juan Pedro García -hoy uno de los consejeros políticos del panista, Enrique Vargas-. Un asunto singular es que, nadie del círculo delmacista asistió a la celebración, de quien ahora ha encontrado refugio en las filas del panismo huixquiluquense.

Tal parece que Montiel tiene más de una carta para incidir en las elecciones del año entrante. Por un lado, Ana Lilia Herrera -quien tuvo un ascenso vertiginoso en su gubernatura-; y por otra parte, Enrique Vargas -como el candidato de una eventual alianza prianista-. De ahí, podría explicarse tanta cercanía entre Herrera y Vargas en lo público y en lo privado. Lo cierto es que, en cualquier escenario posible, Juan Pedro no puede ser un buen referente político.

Comentarios a [email protected]

Comentarios

comentarios