Toluca, Edomex. 25 de mayo de 2015.- La entrega de televisiones digitales se acelerará por parte de las autoridades federales en la víspera de las elecciones en el Estado de México. Los senadores Alejandro Encinas y Laura Rojas denunciaron que en las próximas semanas existe la intención de distribuir  alrededor de un millón 668 mil 338 aparatos, como parte del programa federal para la transición a la televisión digital, pero que levanta la presunción de comprar votos por estas pantallas.

Parece poco casual que la repartición de televisores se intensificará en municipios de alta competencia electoral. En ese listado se encuentran Atizapán de Zaragoza hoy gobernado por el PAN (45 mil 493 aparatos); Cuautitlán Izcalli (44 mil 412), Tlalnepantla (68 mil 176), Nezahualcóyotl gobernado por el PRD (115 mil 808), Huixquilucan (16 mil 988) y Ecatepec de Morelos (178 mil 94), entre otros.

Los senadores exigieron suspender de inmediato la entrega de pantallas de televisión en el Estado de México hasta después de las elecciones del 7 de junio.

En días pasados, el PRD presentó denuncias por el reparto de estos aparatos en los seccionales del PRI en municipio como Chalco, Chimalhuacan, Ixtapaluca, y Valle de Chalco, donde en lugar de televisiones, se requiere de suministro de agua de manera regular

—————-

En medio de la sospecha que rodea a las autoridades de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de pretender favorecer a determinado partido político en la suspensión de los debates de candidatos de Toluca y Metepec, poco abona que emblemáticas figuras de esa institución aparezcan en eventos políticos y públicos para dar espaldarazos al partido oficial. Aunque existe plena libertad del ejercicio de sus derechos políticos, sus acciones u omisiones vulneran su autonomía y desnudan sus fobias y filias políticas.

Ayer por ejemplo, el exrector de la UAEM y exconsejero electoral, José Martínez Vilchis reapareció en un mitin del PRI en Metepec, en un espaldarazo total al partido en el poder. No fue el único, pues estuvo acompañado por su frustrado delfín a la rectoría universitaria hace seis años, Luis Alfonso Guadarrama, enfundado en “camisa roja priísta”. Guadarrama por cierto, es el tutor político de Janeth Valero, actual directora de la Facultad de Ciencias Políticas, quien fue incapaz de operar para que la UAEM no fuera presa de la disputas políticas  entre los candidatos a la alcaldía de Toluca.

——————-

La lamentable y sorpresiva muerte de Sebastián Lerdo de Tejada parece que obligará a un reajuste anticipado a lo presupuestado dentro del gabinete presidencial. El director general del ISSSTE que falleció el pasado viernes, se acercó al Grupo Atlacomulco desde los tiempos del montielismo, por rescatar el barco de un muy quebrantado priísmo capitalino. Luego vinieron los aciagos tiempos del atlacomulquense y su defenestración, pero Lerdo de Tejada se mantuvo cercano a la recomposición de la apuesta política por Peña Nieto.

Posteriormente, Sebastián coincidió en la LXI legislatura federal, en donde se convirtió en un operador político en la poderosa comisión de Presupuesto, de la mano de los presidentes de dicho órgano legislativo, Luis Videgaray y Alfonso Navarrete. Desde esa posición se coló al gabinete peñista desde diciembre de 2012.

Comentarios a [email protected]

Comentarios

comentarios