Inicio Off The Record OFF THE RECORD

OFF THE RECORD

261
Compartir

Toluca, Edomex. 21 de septiembre de 2017.- La contingencia por la que atraviesa el Estado de México, tras el temblor del pasado martes, pausó los ajustes al gabinete de Alfredo del Mazo. El gobernador debió esperar la andanada de cambios anticipada, para atender una emergencia que afectó severamente municipios como Ocuilán, Malinalco, Joquicingo, Tenancingo y Tenango del Valle. Las modificaciones deberán esperar otra semana, mientras se supera la situación crítica por el sismo y la atención a damnificados.

De manera rápida, Del Mazo debió operar el gabinete de regionalización implementado por su antecesor, Eruviel Ávila. Desde la tarde del martes y la mañana del miércoles, los secretarios salieron a recorrer sus respectivas regiones. Ahí, se echó mano de las estructuras del gobierno eruvielista para vincular a los secretarios con los alcaldes. En esta coyuntura, varios coordinadores y directores generales podrían salvar la chamba.

Anoche, tras una reunión de gabinete delmacista, el panorama es desolador. El diagnóstico de los secretarios es más complejo de lo que inicialmente reportaron los medios y las áreas de protección civil. Para este jueves, Del Mazo ha instruido contar con un censo más exacto de los municipios más afectados. Los secretarios que salieron con la idea de salir en la foto, retornaron a la reunión de gabinete con semblante de preocupación y desolación.

La mayor preocupación que enfrenta Del Mazo es presupuestal. El gobierno delmacista había hecho durante los últimos meses cálculos del gasto público que le permitieron ejecutar programas sociales, como el famoso Salario Rosa. No obstante, ante la emergencia el gobierno delmacista deberá destinar millones y millones de pesos a la reconstrucción de viviendas, carreteras, escuelas, centros de salud, iglesias, parques y espacios públicos. La política clientelar deberá esperar para mejor ocasión.

En muchos planteles educativos será imposible retornar a clases la próxima semana. Las aulas se colapsaron en los casos más dramáticos, y en otros, los inmuebles se encuentran en condiciones inhóspitas. Las soluciones se vuelven complejas, pues se trata de buscar alternativas para reubicar escuelas con cientos de alumnos. En el nivel secundaria y medio superior, implica además habilitar laboratorios, centros de cómputo, entre otros.

El próximo viernes, se prevé que Del Mazo no sólo cuente con un diagnóstico certero del temblor, sino que además otorgue un balance de acciones por ejecutar para dar tranquilidad a los damnificados. La etapa de reconstrucción podría llevar meses de trabajo, y eso ha pospuesto mucho de los planes de arranque del gobierno recién estrenado. Habrá que ver dónde se mete mayor tijera presupuestal, y eso afectaría a gastos personales de la alta burocracia.

 

Comentarios a [email protected]

 

Comentarios

comentarios