Inicio Off The Record OFF THE RECORD

OFF THE RECORD

183
Compartir
Ignacio Pichardo. Comisión de Agua. Foto Especial.

Toluca, Edomex. 05 de julio de 2018.- Más allá del efecto López Obrador, el dirigente estatal del PRI, Ernesto Nemer pasará a la historia como el presidente más perdedor de la historia del priísmo mexiquense. Señalado en público y en privado como el principal responsable de la derrota electoral que dejó en ruinas al partido en el poder en su principal bastión político. Falta de autocrítica, de reflexión, de planeación y de anticiparse a la avalancha morenista. Nemer pasó de héroe a villano, de coordinador de campaña de Del Mazo a dirigente del PRI más devastado.

Pero Ernesto Nemer ni sufre ni se acongoja. El dirigente estatal priísta jugó a la segura y será a partir del mes de septiembre diputado federal por la vía plurinominal. Nemer le mintió deliberadamente a la militancia, anunciando que irían por el “carro completo” en un discurso triunfalista entendible. Lo realmente preocupante es que también haya sido omiso con su jefe político, Alfredo del Mazo. La debacle electoral podrá superarla Nemer pero a Del Mazo le quedará la encomienda de la gobernabilidad. Algo está muy claro, la gira proselitista que hizo Nemer con sueños futuristas quedará sin efecto. El domingo se esfumaron los anhelos eternos de Nemer por ser gobernador.

Otro que tampoco ha dado la cara es Ignacio Pichardo Lechuga, coordinador de campaña de Pepe Meade en el Estado de México. Durante meses, el hijo del exgobernador mexiquense del mismo nombre, optó por un bajo perfil en su toma de decisiones. Desde el pasado domingo, ha preferido el escondite del espacio público. La derrota fue vergonzosa y ahora se ha vuelto preocupante por el escenario político por delante. Pichardo nunca quiso escuchar ni pudo recomponer las cosas que se venían haciendo mal. En su escritorio también está parte de la responsabilidad del descalabro.

El priísmo debe asumir la imperiosa necesidad por renovar sus cuadros, y a partir de ahí repensar la reconstrucción o refundación del priísmo. Lo cierto es que la reconsrtucción no puede venir acompañada de la dinastocria que los últimos diez años se creyeron la condición de que el poder público se hereda. El voto popular del domingo fue una señal contundente de rechazo a la imposición al amparo del poder público en casos como Irazema González, Lilia Urbina, Sue Ellen Bernal, Olga Esquivel, Perla Monroy, y otros tantos. Ahí deberá concentrarse la autocrítica que tanta falta le hace al priísmo mexiquense.

——————————–

Roberto Téllez, alcalde electo de Atlacomulco, postulado por el Partido del Trabajo, dentro de la coalición “Juntos Haremos Historia”, ahora no se quita la chamarra de Morena ni para dormir, a cuyo efecto atribuye su triunfo en la tierra emblemático que da nombre al grupo más influyente del priísmo nacional. Su conducta ya ha incomodado a Óscar González Yáñez, el cacique del PT mexiquense, pues sería el municipio más importante que gobernaría su partido en el estado, pero que sería desplazado por la oleada morenista.

————————-

Esta madrugada, concluyeron los cómputos de la elección presidencial. En el transcurrir de las horas, se deberá desarrollar la suma de votos de los diputados federales. Y entrada la noche de este jueves, se prevé comience el cómputo de la elección senatorial, donde César Camacho tiene una ligera esperanza por colarse como senador de primera minoría, pero donde ha tomado ventaja Juan Zepeda. Se anticipa un escenario de tensión en el recuento de los votos, en casillas donde el resultado sea cerrado. En ese mismo proceso, Delfina Gómez e Higinio Martínez confirmaron su victoria.

 

Comentarios a [email protected]

 

Comentarios

comentarios